Bodegón con estaño, una copa, ostras, pan, nueces, aceitunas y un limón pelado,
Pintura de Johannes Hendrik Eversen (1906-1995),
Pintado en 1970,
Óleo sobre lienzo
© Sotheby's Londres, 14 de julio de 2021, vendido 7.500 libras

Bodegón con estaño, una copa, ostras, pan, nueces, aceitunas y un limón pelado,
Pintura de Johannes Hendrik Eversen (1906-1995),
Pintado en 1970,
Óleo sobre lienzo
© Sotheby's Londres, 14 de julio de 2021, vendido 7.500 libras

Evangelio de 5 mayo 2022

Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo. 

Juan 6:44-51

Jesús dijo a la multitud:

Nadie puede venir a mí si no es atraído por el Padre que me ha enviado, y yo lo resucitaré en el último día.

Está escrito en los profetas: Todos serán enseñados por Dios, y escuchar la enseñanza del Padre, y aprender de ella, es venir a mí.

No es que nadie haya visto al Padre, sino el que viene de Dios: él ha visto al Padre. Os digo muy solemnemente que todo el que cree tiene vida eterna.

 

Yo soy el pan de la vida. Vuestros padres comieron el maná en el desierto y murieron; pero éste es el pan que baja del cielo, para que el hombre lo coma y no muera.

Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo. El que coma este pan vivirá para siempre; y el pan que yo daré es mi carne, para la vida del mundo'.

Reflexión sobre la pintura

El cuadro de hoy fue pintado en 1970. Estoy seguro de que, a primera vista, habrás pensado que se trata de un bodegón holandés del siglo XVII. Johannes Hendrik Eversen nació en 1906 en La Haya y creció rodeado de este tipo de cuadros. De hecho, era descendiente de Adrianus Eversen, un conocido pintor de bodegones y paisajes del siglo XIX.

Sobre un fondo liso, vemos una hogaza de pan, símbolo del cuerpo de Cristo. El pan sin tocar implicaba además la fuerza y la integridad de la salvación. En nuestra lectura de hoy escuchamos a Jesús decir, "Yo soy el pan de la vida. Esto significa que garantiza que puede satisfacer nuestras necesidades y anhelos más profundos. Al equipararse a sí mismo con el pan, Jesús está diciendo que es el alimento vital y esencial para la vida.

En nuestro cuadro también aparecen ostras, que en las pinturas de los antiguos maestros transmitían el espíritu de la tentación. Las ostras deben abrirse y luego pueden comerse. Si nos dejamos llevar por la tentación, podemos comer lo que se nos ofrece. La amargura del limón, combinada con su elevado precio en la época, simboliza la belleza engañosa de la carnalidad. Especialmente, como aquí, un limón semipelado habría tenido una connotación erótica en el siglo XVII. La copa parece frágil, pero contiene vino. Representa lo efímero de la vida. Por último, la jarra de estaño, en lugar de un recipiente de plata, acentúa la sencillez de la vida. El estaño era conocido como la "plata de los pobres". El estaño es más opaco, oscuro y suave que la plata, por lo que los artistas solían preferir incorporar objetos de estaño en sus bodegones, ya que acentuaba la necesidad de simplicidad en la vida. Fíjese en particular en el reflejo de las ostras y el pan en el vientre de la jarra de peltre.

Compartir esta lectura del Evangelio

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en pinterest
Compartir en telegram
Compartir en email

**Debes estar conectado para dejar comentarios.

  • Michael Trudeau dice:

    Hay un tono melancólico en la obra, con el limón y las ostras ocupando el centro del escenario, empujando el pan a un segundo plano.

  • Patricia O'Brien dice:

    Maravillosos mensajes en el evangelio de hoy a los que debemos aferrarnos.
    Jaja... nos has leído la mente, Patrick. Un cuadro absolutamente impresionante: ¡la Edad de Oro holandesa duró mucho más de lo que yo pensaba! Gracias.

  • Lecturas relacionadas con Juan 6:44-51

    2 de mayo de 2020

    Juan 6:60-69

    Señor, ¿a quién vamos a acudir?

    14 de junio de 2020

    Juan 6:51-58

    Solemnidad del Corpus Christi

    30 de abril de 2022

    Juan 6:16-21

    Los discípulos subieron a una barca para dirigirse a Caper...

    16 de abril de 2021

    Juan 6:1-15

    Hay un niño pequeño aquí con cinco mazos de cebada...

    Únase a nuestra comunidad

    Además de recibir nuestra Lectura Diaria del Evangelio y la Reflexión sobre el Arte, el registro de una membresía gratuita le permite: 

    La misión de Arte Cristiano es ofrecer una lectura diaria del Evangelio emparejada con una obra de arte relacionada y una breve reflexión. Nuestro objetivo es ayudar a las personas a acercarse a Dios a través del magnífico maridaje entre el arte y la fe cristiana.

    CONÉCTATE CON NOSOTROS

    Únase a las más de 40.000 personas que reciben diariamente nuestra Lectura del Evangelio y Reflexión Artística

    >
    Ir al contenido