Alegoría de la Misericordia de Cristo (Misericordiarvm Domini Effigies),
Grabado por Hieronymus Wierix (1553-1619),
Editor: Hans Liefrinck, Amberes,
emitido por primera vez en 1581,
Grabado sobre papel
© Christian Art / Alamy

 

Alegoría de la Misericordia de Cristo (Misericordiarvm Domini Effigies),
Grabado por Hieronymus Wierix (1553-1619),
Editor: Hans Liefrinck, Amberes,
emitido por primera vez en 1581,
Grabado sobre papel
© Christian Art / Alamy

 

Evangelio del 26 de marzo de 2022

El recaudador de impuestos volvió a casa a gusto con Dios, el fariseo no

Lucas 18:9-14

Jesús dijo la siguiente parábola a unas personas que se enorgullecían de ser virtuosas y despreciaban a todos los demás: "Dos hombres subieron al Templo a orar, uno fariseo y el otro recaudador de impuestos. El fariseo, de pie, se dijo a sí mismo esta oración: "Te doy gracias, Dios, porque no soy avaro, injusto, adúltero como el resto de la humanidad, y particularmente porque no soy como este recaudador de impuestos que está aquí. Ayuno dos veces por semana; pago el diezmo de todo lo que recibo". El recaudador de impuestos se quedó a cierta distancia, sin atreverse siquiera a levantar los ojos al cielo; pero se golpeó el pecho y dijo: "Dios, sé misericordioso conmigo, que soy un pecador." Este hombre, les digo, volvió a casa en derechos con Dios; el otro no. Porque todo el que se enaltece será humillado, pero el que se humilla será enaltecido'.

Reflexión sobre el grabado

La lectura del Evangelio de hoy está ilustrada en nuestro intrincado y muy detallado grabado de 1596, pero tendrá que buscarlo. La parábola del fariseo y el recaudador de impuestos está en el extremo izquierdo, donde se ven ambas figuras en un templo circular, al pie de las colinas del Gólgota. Se inscribe en el contexto más amplio de la Alegoría de la Misericordia de Cristo (Misericordiarum Domini Effigies), título de nuestro grabado. Vemos a Cristo en el centro, rodeado por los cuatro evangelistas (ángel, toro, león, águila), extendiendo sus manos en señal de misericordia al publicano y a María Magdalena. A la derecha, vemos una pequeña escena en la que una mujer lava los pies de Cristo en la casa de Simón el fariseo. 

La parábola de hoy trata de la oración. Ambos hombres fueron al templo, pero abordaron la oración de manera diferente. La oración del fariseo era una oración de agradecimiento. Es, por supuesto, una forma de oración perfectamente buena y válida, pero tenía un gran defecto: al rezar, estaba juzgando a otras personas, agradeciendo a Dios no ser un pecador como ellos. El fariseo miraba con desprecio a los demás, por lo que en las obras de arte que representan esta parábola siempre se le representa de pie, en una postura erguida y confiada, mirando hacia abajo al recaudador de impuestos (normalmente) arrodillado. Puede que el fariseo amara a Dios, pero no amaba a su compañero de templo. 

La oración del recaudador de impuestos era diferente. Era una oración de petición, a sabiendas de que era un pecador y necesitaba misericordia. Se juzgaba a sí mismo, pero no juzgaba a los demás. El fariseo juzgaba a los demás, pero no a sí mismo. La parábola nos invita a rezar durante la Cuaresma como lo hizo el recaudador de impuestos, sin juzgar a los demás y centrándonos en nuestros propios pecados... sabiendo lo mucho que necesitamos la misericordia de Dios.

Compartir esta lectura del Evangelio

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en pinterest
Compartir en telegram
Compartir en email

**Debes estar conectado para dejar comentarios.

  • Patricia O'Brien dice:

    Sí, rezo para que hoy podamos volver a casa con derechos con Dios. Bendiciones a todos.

  • Charles Marriott dice:

    Una imagen espléndida. Su composición parece más bien barroca, pero está fechada en 1581. ¿Antiguo a su tiempo?

  • Lecturas relacionadas con Lucas 18:9-14

    16 de noviembre de 2019

    Lucas 18:1-8

    Reza continuamente y no te desanimes nunca

    13 de noviembre de 2021

    Lucas 18:1-8

    La parábola del juez injusto y persistente ...

    14 de noviembre de 2020

    Lucas 18:1-8

    Había un juez en cierta ciudad

    27 de octubre de 2019

    Lucas 18: 9-14

    El recaudador de impuestos dijo: 'Dios, sé misericordioso conmigo'

    Únase a nuestra comunidad

    Además de recibir nuestra Lectura Diaria del Evangelio y la Reflexión sobre el Arte, el registro de una membresía gratuita le permite: 

    La misión de Arte Cristiano es ofrecer una lectura diaria del Evangelio emparejada con una obra de arte relacionada y una breve reflexión. Nuestro objetivo es ayudar a las personas a acercarse a Dios a través del magnífico maridaje entre el arte y la fe cristiana.

    CONÉCTATE CON NOSOTROS

    Únase a las más de 40.000 personas que reciben diariamente nuestra Lectura del Evangelio y Reflexión Artística

    >
    Ir al contenido